jueves, 17 de noviembre de 2016

ÚLTIMA ENTRADA

Querido lectores y amigos, esta será la última entrada que se escribirá en este blog. Desde hace unos meses muchos habrán podido comprobar la gran mejora de imagen que ha sufrido este proyecto de Gestión Cultural y los apoyos que ha comenzado a obtener por parte de las empresas privadas e incluso por algunas administraciones públicas.

Por ello, llegó un momento en el que este espacio blog tendía a paralizar su actividad, no obstante se mantendrá visible indefinidamente para cualquier consulta de los registros anteriores.

Las nuevas entradas, las entrevistas, las noticias, las crónicas de eventos literarios y de cualquier disciplina artística, las nuevas reseñas de libros, los nuevos productos, los nuevos eventos,... en definitiva todo lo que desde ahora se promueva y comunique se realizará desde la La Voz de Coffee, así como, con el tiempo se podrán localizar en esa misma web, todos los archivos anteriores escritos en es este blog, los cuales que serán volcados en los espacios correspondientes, espero a la mayor rápidamente, todo dependerá del día a día y de la gran cantidad de actividades que se empiezan a suceder.

Es muy posible que esta noticia la esten leyendo directamente desde la website: www.coffeewithjuanjo.com en ese caso no deben de inquietarse, no significa que el blog desaparezca, sino que al haber cambios dejare de publicitar en este espacio con tecnología Blogger. Cuando todas las entradas sean volcadas en el nuevo espacio desaparecerá el enlace a este blog. 

Sin más mil gracias por seguirme y les invito a registrarse y seguir la nueva trayectoria en:

LA VOZ DE COFFEE

17 de noviembre, 2017
- Madrid -

miércoles, 28 de septiembre de 2016

Poema a "La Ballenera" 28 de septiembre, 2016.

Mi tierra..., lejos de mi tierra
cerca de sus mareas;
lejos de mis raíces,
junto a sus orillas.

¡Cuánta nostalgia! ¡Cuánta vida!
¡Cuántos amaneceres
entre brumas y brisas,
entre tardes y anocheceres dorados!

Allá donde la música de la espuma ruge,
allá donde las cenizas yacen,
allá donde mis recuerdos lloran,
allá donde mi infancia goza... allá estará mi tierra.
... A las orillas saladas de la ballenera

Juanjo Sánchez ©
28 de septiembre, 2016





viernes, 5 de agosto de 2016

A tí,Poeta - Poema al Escultor y Pintor Rafael Martín Infante -

A ti, poeta, 
alma inquieta 
que desafías 
al ancho e infinito Universo.

A ti, poeta, 
cincel que esculpes cuadros abstractos,
que pintas esculturas
con el alma desgarrada desde el cielo. 

A ti, poeta, 
sabio habitante del reino de las estrellas, 
que coqueteas con la luna 
que bailas con la tierra. 


A ti, poeta, 
dulce brisa de esperanza, 
digno aliento de bondad, a ti, 
que todo lo dabas como el marinero a la mar. 

A ti, poeta, 
"Gordito" que tantos momentos te llevaste, 
en secreto, en vuestro caminar, 
en nuestro soñar. 

A ti, poeta, 
alma errante que dormías como "bagamundo", 
como ángel etéreo, 
en un mundo sin paz. 

A ti, poeta, 
creador del ancho cielo y el estrecho infierno, 
de los cuatro puntos cardinales 
enfrentados por tu fuero. 

A ti, poeta, 
que renaces de tus cenizas, 
en tu peregrinar, en un espacio desconocido
para el Ser Humano avanzar. 

A ti, poeta, 
que confeccionas emociones 
llenas de literalidad, 
de canciones. 

A ti, poeta, 
condenado por lenguas viperinas, 
por pensamientos libertinos, 
todos repletos de delirios cansinos. 

A ti, poeta, 
conciencia libre, incomprendida, 
sin freno, 
alegre y con sabor a café. 

A ti, poeta, 
generación de ilusos, de viejos carcas, 
de locos en un mundo desequilibrado,
sin comunicación, ansioso de paz. 

A ti, poeta, 
Amor de abuelo, 
azúcar y despertar de la vida, 
costumbre y libertad. 

A ti, poeta, 
que perforas sueños, 
que equilibras adicciones, 
que viajas entre debilidades y fortalezas. 

A ti, poeta, 
fortaleza de incertidumbres, 
de incredulidad y de perspectivas enfrentadas, 
de caricias amargas y edulcoradas. 

A ti, poeta, 
hijo del Sol que fundes, 
que hielas, 
que llenas a tu madre de besos y flores de primavera. 

A ti, poeta, 
borracho de amor, 
de colores y razón, 
recibe un abrazo desde mi corazón. 
Allá donde estés, desde acá donde me quedé. 
A ti, poeta, a ti alma que iluminas
las candilejas en este escenario donde nos hayamos.
A ti, Rafael Martin Infante hijo de la vida, de la muerte, del Universo y la Nada.

Juanjo Sánchez © 
5 de agosto, 2016
Granada, Motril.

 



martes, 26 de julio de 2016

Cuba: recuerdos de un primer amor. - Poema -

Poder, Luz, visión, sabiduría, protección, suerte, energía...


Viejos de la Cuba a la que tanto necesito abrazar,
va por ustedes.

Cuba es bella,
como el cautivador malecón gaditano,
como las playas saladas de Varadero,
como las tierras donde nacieron nuestras banderas.

Bandera roja y gualda,
bandera rayada de pureza y mar,
de sangre y Sol,
con cinco puntas... buscando Amor.


Libertad, fraternidad e igualdad,
porvenir que se cuela desde Occidente a Oriente,
armonía y naturaleza
sangre de una tierra regada por la caridad.

Hércules, Plus Ultra, reinos y medievo;
Flor de Lis Real que acoges a los Reinos,
a Castilla, a León y a Aragón,
a Granada, Navarra y al Reino de los Borbón.

Amor, caricia garbosa,
salobre emoción,
flaca naturaleza,
perla del Caribe que embriagas con tu pasión.

Pasión y sangre,

cuna y vida,
refugios que adormeces al dolor,
allá donde los recuerdos, de lo que una vez fuimos, nos abrazan con emoción.
Emoción por los momentos,
estaciones estancadas en las raíces,
cunas que nos ven nacer, lo que siempre seremos,
lo que hemos sido y lo que una vez soñamos llegar a ser.

Ser que no deja de regresar,
de rememorar las calles que te vieron amanecer,
de sentir aquello que te enamora,
aquella música que danza entre la Vieja Habana y la Caleta.

Caleta, adorno de tierra blanca, donde nuestra mirada,
donde nuestra sonrisa desea soñar;
donde nuestro mapa echa de menos, siempre de lejos,
las caricias de ese mar caribeño que necesita de nuestros besos.

Besos a un primer amor, 
frente a la isla bella, Al yazira, 
Al hadra, en otra orilla en un mismo tiempo
lugar donde mis viejos añoraban sus raíces.

Va por ti Cuba, va por tí Cádiz,... va por ti Algeciras.

Juanjo Sánchez  ©
26 de julio, 2016 Santa Ana.

Dedicatoria especial

En noche víspera de un sesenta aniversario, a tí... madre, a ti... padre. Gracias por quién hicisteis que fuera, por en quien me convertí y por quién siempre seré. 

Vosotros fuisteis los artífices de mis locuras, de la sangre que me recorre las venas y sabéis que siempre seré lo que quisísteis que fuera. 

Tú, madre quien una vez me dijiste: "llegara quien te ame de verdad" hoy sé que no erraste, ¿la encontré?; tú, padre quien fuiste el personaje más envidiado por tu carácter y nobleza, por tu dolor y esfuerzo, por tu generosidad y sensibilidad artística..., a ti padre por ser quien fuiste, con virtudes y vicios, con desconocimiento y grandes dosis de aprendizaje, he aquí tu hijo casi 45 años después. 

¡Nada tengo y todo lo tendré! 

Será que soy quien soy, vuestro hijo.

Juan José Sánchez Rabaneda - Pérez Infante ©


 


miércoles, 20 de julio de 2016

Sur del Sur... - Poema a la Comarca del Campo de Gibraltar -

Sur del Sur...
que engalanas los vientos del levante
y enalteces al Sol de Oriente,
que embelleces las playas tostadas
y besas la mar;
que amas la luz del alba
y acaricias las campiñas al azar.

Sur del Sur...
que envenenas mi alma marinera
en tierra adentro
añorando el aroma a sal;
que tiñes de melancolía mis recuerdos,
que impregnas de vida en tus brazos,
que rozas con tus labios mis canas
en tus finas playas al caminar.

Sur del Sur...
tuve que nacer frente al Oriente
de la comarca de Gibraltar ...
para saber lo que es amar;
amar a una tierra
cálida y dorada como broncea el Sol a la Mar,
una tierra recordada con lágrimas que bañan el alma
de quienes una vez ... tuvieron que marchar.


© Juanjo Sánchez
20 de julio, 2016









sábado, 16 de julio de 2016

Estrella de los Océanos - Poema a la Virgen del Carmen -

Imágen mejorara de modo digital de la Virgen del Carmen.
Foto del archivo familiar de Juan Rabaneda Pérez, sitio

Calle Alférez Villalta Medina Nº 15, Algeciras - Cádiz - 1976
Todos los derechos reservados © Juanjo Sánchez.
Salve Marinera que a los navegantes regresas,
entre palacios de sal, 
a la tierra,
a los puertos de mar.

Salve Marinera, Reina de la abundancia,
que entre corales de simpatía,
los marinos mecen tu imagen
bajo el sol celestial.

Salve Marinera siempre vigilante
de los seres que habitan la mar,
que en ella se adentran
que en ella palpitan corazones del manantial; 

fuente de sabiduría, de respeto y lealtad.

Reina de los Océanos, Salve marinera que guías el timón del velero
de nuestro deambular, entre olas y salitre de la mar.

Brújula de fe, venerada en veleros, 

en buques y barquitos de papel, 
en tierras de paz, en zonas de batallar;
Salve Marinera, destino y Patrona de los hombres que alguna vez fueron llamados ...


... a la Mar.


A la Virgen del Carmen


© Juanjo Sánchez, 
un marinero hoy alejado de la Mar.
Madrid, 16 de Julio, 2016




La Salve Marinera

Salve, estrella de los mares, 
de los mares iris de eterna ventura 
salve fénix de hermosura 
madre del Divino Amor.

De tu pueblo a los pesares 
tu clemencia dé consuelo 
fervoroso, llegue al cielo, 
hasta Tí, hasta Tí nuestro clamor.

Salve, Salve, estrella de los mares 
Salve estrella de los mares 
Sí, fervoroso llegue al cielo 
y hasta Tí y hasta Tí nuestro clamor.

Salve, Estrella de los mares 
Estrella de los mares, 
salve, salve, salve, salve.


Autor: C.Oudrid
Director Musical: Coronel Don Agustín Díez Guerrero

lunes, 4 de julio de 2016

Recordando la vida del Lazarillo de Tormes en el 2016


Sinceramente, el pasado domingo y semanas anteriores, tuve mis grandes dudas sobre a quién debía de ofrecer mi voto más allá de las promesas electorales y políticas de cada uno de los líderes de partidos; más allá de mi condición humana siempre errante y confusa, siempre en la búsqueda de la verdadera esencia del sentido del “Ser”; y más allá de mis ideales en beneficio de la humanidad hoy, como si el cristal inmaculado de mis nuevas gafas compradas en Optica F&A Vision por recomendación de un gran amigo de Madrid capital comenzaran a mutar mi visión del panorama social de mi querida España, observo un fenómeno extraño y esperanzador, al menos son mis sensaciones, mi intuición esa que siempre me acompaña y jamás me abandona cuando creo haber dado un traspié. 

Hoy, tras estos comicios, me disgusta y me entristece el punto exacto al que se tuvo que llegar para derrochar economía nacional, con nuevas votaciones y gastos electorales desmedidos tal vez evitables, causado por desencuentros entre líderes y equipos de trabajo para resolver los pactos de gobierno necesarios con los que equilibrar a un país, motivos estos contrarios al interés de la nación española cuando el verdadero objeto del Gobierno debería de ser el que se reflejó en la primera Constitución firmada en Cádiz y aprobada el 19 de marzo de 1812, festividad de San José, razón de su denominación: la Pepa, donde se leía en su artículo XIII del Primer Capítulo que: “El objeto del gobierno es la felicidad de la Nación puesto que el fin de toda sociedad política no es otro que el bienestar de los individuos que la componen”. 

Hoy a pesar de la tristeza por los derrotados, y mientras de fondo me deleitan las musas y mis espíritus gozan con mis avances, por mi nuevo lecho, por mi nueva ciudad y residencia, por mi familia construida entorno al amor a tres estrellas, me sumerjo en el sentimiento de los estratos pintorescos y contenidos del folclore de un sistema socio-político que, en un país que se precia, continúa cambiando a pesar de la invidencia, el atraso, la ofuscación, la terquedad y la perturbación de quienes no desean el diálogo, el progreso y la libertad. Pueden ser de cualquier color. 

Más allá de la embriaguez heroica de un triunfo inesperado he observado pacientemente, en la generalidad de unos acontecimientos, un relieve abrupto con muchas asperezas entre hermanos de raza por sus ideologías políticas encontradas, romas herramientas de trabajo y desafiantes amenazas de opresión encubiertas; aún así el extraordinario éxito de la soberanía de un pueblo, aún con las críticas más ácidas en su contra, acaba eligiendo la emancipación del poder más deslumbrante, el menos malo quizás - no lo sé el tiempo lo desvelará -, el más razonable que tras el peor mandato de la historia político-social en España tuvo que redirigir, revalorizar y evitar catástrofes mayores, o eso se dice. La realidad que sopla, acallándose por razones de casta pero gritando por razones de libertad, no es otra que la bienaventurada independencia que el destino ofrece en el juego de azar en el que se convierten, para el ciudadano de a pie, unas nuevas Elecciones Nacionales en pocos meses - por vez primera en la historia -, elecciones que se espera repare el presente y despliegue nuevas velas dirigidas por un capitán ocupado en navegar por mansas aguas los nuevos cambios que, frente a un futuro aún incierto de un país en Democracia, se avecinan. 

Llegué a leer el pasado domingo en una red social: “Todo por la campaña del miedo del Sr. Rajoy. No es por otra cosa.”

Creo que, sin defender al aún Presidente del Estado en funciones o favorecer las posturas de otros ideales contrarios a los suyos, más que miedo al Sr. Rajoy es pánico al servilismo de los sistemas antidemocráticos como son los comunistas, para muchos los herederos de la vergüenza y la sin razón, aunque la picaresca en un país ladino como es el nuestro sea patrimonio de cualquier tendencia de ideales o de cualquier hijo del pueblo. 

Si se piensa que la cultura siempre ha estado en el regazo de los revolucionarios, junto a quienes siempre han buscado el candil con el que iluminar las oscuridades entre las tinieblas, junto a quienes han buscado pulimentar su espíritu gestando buenas acciones, junto a quienes han ayudado a tener esperanzas y luchar por las utopías pero sin los desbaratadores extremismos rodeados del olor de los naranjos junto a jazmines y azahares, con toda seguridad se está en la certeza a pesar de que haya que reconocer que siempre, ésta, la cultura se ha codeado con ambas manos: la mano derecha y de la mano izquierda cuando cada cual han deseado soñar con un mundo mejor, con la felicidad de un sueño revelador por cumplir. 

Hoy tras la caída de varias Agrupaciones Políticas que con la identidad de Partidos se reconocen en el yermo territorio de la derrota, en el fecundo camino de la reflexión, en el gazapo de la venta del oso antes de su caza, en el despilfarro de insultos y atentados al honor del resto de votantes que no les votaron, sin respeto ni honor por la derrota ... y tras oír a Albert Rivera en su comparecencia decir que la “Ley Electoral” - la Ley Orgánica 5/1985, de 19 de Junio, del régimen electoral general - necesita un cambio necesario para que la lista más votada sea la que gobierne sin necesidad de pactos, se me viene a la cabeza, después de tanto machaque con eslóganes de poder que al final no pueden en gratitud a la cautela del pueblo y a la memoria histórica cercana en otros países de Latinoamérica, un pasaje de “La vida del Lazarillo de Tormes” ese anónimo muchacho del siglo XVI que reflejaba en sí mismo el impío y satírico bosquejo de la sociedad del momento, una humanidad viciada e hipócrita que parece seguir reinando en nuestros días. 

Se lee en el Lazarillo: 

Mi viuda madre, como sin marido y sin abrigo se viese, determinó arrimarse a los buenos por ser uno dellos, y vínose a vivir a la ciudad, y alquiló una casilla, y metióse a guisar de comer a ciertos estudiantes, y lavaba la ropa a ciertos mozos de caballos del Comendador de la Magdalena, de manera que fue frecuentando las caballerizas. 

Ella y un hombre moreno de aquellos que las bestias curaban, vinieron en conocimiento. Éste algunas veces se venía a nuestra casa, y se iba a la mañana. 

Otras veces de día llegaba a la puerta, en achaque de comprar huevos, y entrábase en casa. 

Yo al principio de su entrada, pesábame con él y habíale miedo, viendo el color y mal gesto que tenía; mas de que vi que con su venida mejoraba el comer, fuile queriendo bien, porque siempre traía pan, pedazos de carne, y en el invierno leños, a que nos calentábamos. De manera que, continuando con la posada y conversación, mi madre vino a darme un negrito muy bonito, el cual yo brincaba y ayudaba a calentar. Y acuérdome que, estando el negro de mi padre trebejando con el mozuelo, como el niño veía a mi madre y a mí blancos, y a él no, huía de él con miedo para mi madre, y señalando con el dedo decía: "¡Madre, coco!" 

Respondió él riendo: "¡Hideputa!" 

Yo, aunque bien muchacho, noté aquella palabra de mi hermanico, y dije entre mí: 

"¡Cuantos debe de haber en el mundo que huyen de otros porque no se ven a sí mismos!"

En fin, España que cuenta con un sistema multipartidista no debe de sumirse en los abismos de la desesperanza porque haya quienes no se vean a sí mismos tratando de hundir la flota más que de ayudar.

Solo espero que la Inquisición no resurja del pasado en un país con libertad de expresión y purgue este boceto de pensamientos sobre la necesidad o no de servilismo, como lo hicieron con el Lazarillo de Tormes varios amos del poder en aquel momento reinantes; espero que esta necesidad de salir de las sombras en la que nos sumimos desde el peor mandato de la historia de la democracia sea extinguida en la inmediata era político-social y que la necedad de algún que otro diseño político se esfume entre aromas a primavera porque, "¡Cuantos debe de haber en el mundo que huyen de otros porque no se ven a sí mismos!"

Madrid, 27 de junio, 2016

   

jueves, 30 de junio de 2016

Sobre los silencios y las barahúnda - Versos inacabados -

Cuando el silencio y la calma atosigan a la barahúnda,
cuando el sosiego y el reposo tranquiliza al bullicio,
cuando el reposo y la discreción enmudecen a la razón,
cuando la paz y el misterio desvela océanos de emociones,
el silencio se expresa con el entusiasmo de la vida.
© Juanjo Sánchez
30 de junio, 2016

martes, 21 de junio de 2016

Poema al Hotel Reina Cristina de Algeciras - Noches embrujadas de pasión -

Sinopsis novela: "Beatriz, los magnolios y Dios"
de Yirka F. Bello.
Noche mora que embrujas 
el lucero de la aurora, 
bajo el manto del oscuro cielo 
los sonidos de la noche se reflejan, entre grillos y poemas.

Escalofrío creciente frente a la escalera, 
antaño lugar impresionado por las letras; 
donde la semilla de la utopía, 
entre magnolios que brotan, florecen suspiros de esperanzas. 

Sinfonías de aromas a grandeza, 
a nobleza, que dibujan bocetos 
al compás, de columnas y océanos, 
de sonidos a mar. 

Olor de lluvia, sobre la tierra seca del jardín, 
humedeciendo los bosques tropicales 
con el petricor del vergel de acacias bañadas 
que rodean tu historia entre dulces sombras primaverales. 



Arquitectura Universal que brillas en las obscuridades, 
cuando el quinqué que todo lo ilumina destella, 
el blasón heráldico que nos precede, 
hace honor a nuestra estirpe.

© Juanjo Sánchez
Madrid, 21 de junio, 2016

 



lunes, 20 de junio de 2016

Carta abierta a Juan José Tamayo autor del libro: "Utopías para tiempos de crisis".

"La utopía es el principio de todo progreso y el diseño de un porvenir mejor" 


Imagen obtenida desde wikipedia
A ti, permíteme el tuteo, que naciste un lunes de octubre del 46. Hoy al borde de los setenta años de edad deberás de saber que tu fortuna, más allá de estar marcada por la magia que encierra la luna cuando se observa, es el sexto sentido bastante agudizado que manifiesta una persuación singular que de seguro te ha permitido eludir colectivos y gente inútil; gente yerma que inoculan el amargo veneno de la desesperanza.

A ti, a quien el realismo más allá de las lindezas con las que se nos catalogan a los ilusos (según algunos jueces sin toga o inquisidores con guadaña), "soñadores que debemos de tener los pies en la tierra", es decir, "Quijotes" que nos cobijamos en un sin fin de inquietudes, sabes desmarcarte con fértil prosa y ciencia exacta del fruto del árbol prohibido, saboreando las finas y exquisitas mieles del éxito, ese éxito de saberse dañino y útil según para quién demande represión o libertad.

A ti apreciado y conocido tocayo que escorzas sobre el tapiz de tu intelectualidad el lienzo utópico de la metafísica más terrenal, de la materialidad más abstracta y simbólica.

A ti que, como torrente de emociones, nos encauzas a lectores y oyentes hacia las tibias aguas mansas de nuestra niñez, aquella en la que los sueños eran el bálsamo que todo lo curaba, la materialización de una humanidad afortunada, un viaje a las entrañas del amanecer más dorado en el orto de la existencia y, sin la clarividencia de las sombras más oscuras de la inescrutable conciencia humana, construíamos con el mazo de nuestras conciencias liberadas y el cincel de nuestras almas desafíos imposibles de lograr, y aún así, vencíamos al destino.

Por infortunio o probablemente por suerte, ya lo decía Nicolas Berdiaeff, y así lo podemos leer al comienzo de la obra de Aldoux Huxley: "Un mundo feliz", "Las utopías aparecen como bien más realizables ahora que lo se creía en antaño. Y nos encontramos actualmente teniendo una cuestión, bien de otro modo, angustiosa: ¿cómo evitar su realización definitiva? Las utopías son realizables. La vida camina en pro de realizar utopías. Estamos en un siglo que apenas comienza, un siglo donde los intelectuales y la clase cultivada alientan a las medianas a evitar las utopías y volver a una sociedad no utópica, menos perfecta y menos libre...", y a pesar de haber sido escrito este pensamiento al comienzo del pasado siglo XX continúa vigente en una sociedad obtusa y enfermiza en plena era de la comunicación tecnológica, 2016.
A ti Juan José Tamayo (a quien conocí el pasado jueves 16 de junio del presente) debo de agradecerte el aliento al estado existencial de mi alma. Fue rocío que mentolado sacudió mi esencia, que reavivó mi espíritu de lucha intrínseca y mi lealtad a los ideales de siempre, esos valores que aparentan ser invisibles hoy día pero que siempre renacen de los rescoldos pulverizados cuando un príncipe sin reino amanece por el horizonte entonando un canto a la libertad. 

Esta carta es para ti, porque iluminas sombras entre "ángeles y demonios" cuando debates con raciocinio y respeto, educación poco conocida hoy entre libertinos opresores del prestigio en foros, en conferencias y lugares de culto a la libertad.

Quedo a la espera de un agradable encuentro junto a un par de tazas del mejor café gourmet que podamos saborear.

Siempre a tu disposición y bajo el paraguas de tu conocimiento crítico.


"Sin utopía la vida sería un ensayo para la muerte"
Joan Manuel Serrat
Es como si el placer inagotable de servir al bien común fuese la mayor de las gestas en auxilio de una humanidad que desea un nuevo y diferente orden mundial.

© Juanjo Sánchez - 1971 - (Escritor, Articulista, Gestor Cultural)














Juanjo Sánchez
Madrid, 20 de junio, 2016

domingo, 12 de junio de 2016

Cervantes Vs. María Dueñas

Que "El Quijote" sea, sin lugar a la duda, la obra literaria universal más sobresaliente y metafórica justificada en la sociedad castellano-manchega del Siglo XVII, por el complutense D. Miguel de Cervantes Saavedra "El príncipe de los ingenios" - dramaturgo, poeta y novelista; soldado que formó parte de la armada cristina al mando de Don Juan de Austria, hijo ilegítimo del Rey Carlos I de España y V del Sacro Imperio Romano Germánico, y de Bárbara Blomberg, en la Batalla de Lepanto el 7 de octubre de 1571 -, es de muchos conocido y de pocos ignorado.
Ésta narrativa del Siglo de Oro de la Literatura Española que relata las hazañas e infortunios de su insigne protagonista, el ingenioso hidalgo Don Quijote de la Manchaun flamante jinete con algo más de medio siglo de vida, un loco encarnado en un cuerdo que a lomos de Rocinante - un caballo algo viejo, con poca fuerza que le acompañará en casi todas sus gestas - se desenvuelve acompañado de su inseparable escudero Sancho a lomos de su rucio, ha dado la vuelta al mundo traduciéndose a multitud de lenguas y dialectos a lo largo de más de 400 años con una firma:




Pero que la novela romántica: "El tiempo entre costuras" haya encontrado su lugar, sin mucho esfuerzo, en el controvertido mundo literario saltando a la pequeña pantalla con notable éxito desde que su autora, María Dueñas, irrumpiera en el mundo de la literatura en el año 2009 aporta al panorama literario internacional la luminosidad apropiada al ancho, tanto como es Castilla o más, y profundo paisaje universal que brinda la cultura como reflejo de la exaltación del espíritu. Prueba de ello está en la traducción a más de veinticinco lenguas y dos nuevas novelas que no dejan de cosechar éxitos: "Misión Olvido" y "La templanza". 

María Dueñas Vinuesa Doctora en Filología Inglesa, manchega nacida en Puertollano a comienzos de la década de los 60 y profesora titular en excedencia de la Universidad murciana, promueve su amor por la ilustración literaria y el intelecto, y frente al espejo de su realidad, junto a su pluma, de la mano de sus grandes obras publicadas y con el incalculable valor que profesa por su familia responde las preguntas de la periodista Nuria Ruiz Fernández para el número dos de la revista Hércules Cultural.



15 de mayo, 2016

The Orquesta de Córdoba, conducted by Cesar Benito performed
"El tiempo entre costuras" Bandas sonoras the film & TV music of Cesar Benito".
This concert took place on May 22nd, 2015 at the Patio Barroco 
of Palacio de la Merced, in Córdoba, Spain.

ENTREVISTA A MARÍA DUEÑAS por Nuria Ruíz.

María Dueñas y Nuria Fernández en la XXXI Feria del libro Antiguo, de Ocasión
y Novedades 2016 de Algeciras, 12 de mayo.
"El tiempo entre costuras" le está dando muchas satisfacciones pero cuando empezó a escribirla, ¿cuál era su meta realmente? ¿Preveía el éxito?

Mi meta en un principio era simplemente publicar la novela: encontrar una editorial y que saliera al mercado. Todo lo demás jamás lo imaginé.

¿Por qué eligió esa fecha histórica y por qué Marruecos?Marruecos lo elegí por mi familia: mi madre nació allí, y su familia vivió en el Protectorado durante más de treinta años; era un escenario muy cercano y querido sobre el que se había escrito muy poco. La fecha la dan las circunstancias históricas y los personajes históricos, los años de presencia en Marruecos de Juan Luis Beigbeder y Rosalinda Fox.

Su segunda novela, "Misión olvido", ¿cree que ha quedado solapada por el éxito de la primera?
No, en absoluto. Ha funcionado muy bien y ha seducido a muchísimos lectores. Pero es cierto que el momento es otro muy distinto, con modas muy marcadas, plena crisis… Yo estoy encantada con Misión Olvido también.

Los personajes principales de sus novela son mujeres aparentemente débiles que resurgen con una fuerza interior asombrosa, ¿se podrían enmarcar dentro de la novela feminista? ¿Tienen algo de María Dueñas las protagonistas?
No, yo no escribo novela feminista en absoluto. Simplemente construyo personajes a los que intento crear con toda la solidez y la solvencia posible. Tampoco creo que tengan mucho que ver conmigo personalmente, aunque sí es cierto que la mirada y la manera de posicionarse ante el mundo a veces se filtra en lo que se escribe.

¿Está preparando la tercera novela? Si es así puede adelantarnos algo y ¿para cuándo verá la luz?
Sí, estoy trabajando en ella, pero me temo que no puedo adelantar nada aún, ni respecto a contenidos ni en cuanto a fechas, porque todavía están por determinar.

Esta novela a la fecha actual de esta publicación, 13 de junio del 2016, ya ha salido a la luz: "La Templanza".

¿Ha cambiado su vida después del éxito? ¿Se asume el éxito con facilidad?
Ha cambiado sobre todo en el aspecto profesional, en que ahora tengo compromisos y obligaciones de otro tipo. El éxito se asume con gratitud y haciendo un esfuerzo consciente por separar el grano de la paja, y por no despegar los pies del suelo.

La serie emitida en Antena3 y producida por Atresmedia ¿es fiel al libro? ¿Está satisfecha con la ambientación e interpretación de los personajes?
Sí, estoy muy satisfecha porque la serie respeta el alma de la novela. Todos los contenidos del libro están en ella, aunque, al tener un metraje muy largo se han incluido también algunos contenidos adicionales, algunas subtramas y personajes secundarios...

¿Volverá algún día a dar clases en la universidad?
Creo que no, que ya es una etapa cerrada en mi vida.

¿Cuánto tardó en escribir "El tiempo entre costura" y "Misión olvido"?
Aproximadamente dos años cada una de ellas, combinando periodos de documentación, redacción y corrección.

Su familia ¿cómo ha asumido su éxito?
Están encantados. En realidad, nuestra vida cotidiana es la misma de siempre.

María Dueñas y Nuria Fernández en la XXXI Feria del libro Antiguo, de Ocasión 
y Novedades 2016 de Algeciras, 12 de mayo, entrega de la revista Hércules Cultural Nº 11.


En Algeciras deseamos conocerla en persona, hace tiempo hablamos de organizar una firma de libros aquí ¿podremos tenerla entre nosotros algún día. 
¡Ojalá! Me encanta al sur, un cincuenta por ciento de mi sangre es andaluza, así que confío en ir por allí en algún momento.

Por último, después de tanta vorágine de viajes y éxitos, si decidiera escapar unos días del mundanal ruido ¿qué lugar preferiría y a quién o que se llevaría con usted?
Siempre me encanta volver a Tánger, muy cerquita de Algeciras. Me llevaría a mis hermanas quienes comparten conmigo la seducción por Marruecos.

Nuria Ruiz ©
17 de enero, 2014